PUERTO RICO-. Luis Peña es reconocido  como un hombre que ama el TKD, y su pasión trasciende a enseñar, dirigir y ser constante en el ambiente en el que cuenta con muchos amigos. Hoy trabajando más que nunca por Puerto Rico y su academia “Los Brujos”,   sigue dándolo todo por su mayor tesoro, su hija campeona Kiara Liz Peña, seleccionada nacional de la Isla del Encanto.
Efusivo, amigo, y siempre sincero, entrevistamos a Master Luis Peña,  5th Dan WTF & 6th Dan Chung Do Kwan,Jefe Entrenadores Selección Nacional Taekwondo de Puerto Rico y Entrenador Olímpico Nanjing 2014.

padre 2

M.T-.¿Cómo le inculcó el taekwondo a su hija?

L.P-.Saludos desde Puerto Rico a Mundo Taekwondo, bueno Papa Dios me bendijo con una sola Hija, Kiara Liz Peña  Sánchez, quien es la luz de mis ojos. Bueno como padre y entrenador uno piensa que cuando Dios envié una criatura al mundo, sea varón para así adiestrarlo desde temprano en la disciplina del Taekwondo y en su filosofía de vida,  pero fue bendecido en vez de con un varón, con una niña y pues los planes no se alteraron al contrario la introduje a Kiara al Taekwondo desde los 3 años de edad, era como dicen o si o si, pues trabajo 24/7 en Taekwondo y cuando ella salía del Colegio, llegaba a la academia a estudiar y a hacer sus tareas y luego al taekwondo. Creció viendo a papa entrenando, compitiendo y dando clases, se crió con el Taekwondo.

M.T-. ¿Cómo es la relación de padre a hija?

L.P-. Durante la clase o entrenamiento de Taekwondo, Kiara sabía que en la academia, soy Master Peña. Le exijo igual y a veces más que a los demás estudiantes, El respeto de Estudiante y Maestro siempre está presente. Fuera de Taekwondo soy Papi, pero sin olvidar la base del taekwondo y la marcialidad. Trato de ser no solo padre o entrenador para mi hija, trato de ser su amigo y facilitador en todo lo que pueda.

M.T-. ¿Qué significa para su vida ser padre de personas que también hacen la misma disciplina?

L.P-. Primero es un orgullo que mi hija Kiara haya seguido mis pasos en el Taekwondo, uno quiere que sus hijos sigan nuestros pasos deportivos, pero en el caso de Kiara, ella ama el Taekwondo tanto como yo, somos hasta este momento la única pareja de Padre Entrenador de Selección Nacional e Hija Integrante de Selección Nacional de Taekwondo de Puerto Rico. En estos momentos Kiara ha tomado un receso en su carrera deportiva para ser madre, lo que me llena de gran orgullo porque tengo un hermoso nieto llamado Dylan.
BEBE
Papá-Abuelo, Master Peña

 

– Kiara, ya comenzó a entrenar luego de su embarazo y continua colaborando como administradora de mi academia e Instructora, trabajamos juntos todos los días en lo que nos apasiona, me siento dichoso de tenerla laborando a mi lado.

 M.T-. ¿Cómo manejan la presión cuando ella ha tenido que competir a gran nivel?

L.P-. No es fácil en Clasificatorios Nacionales y eventos internacionales, tengo que ver a mi hija como una atleta de alto rendimiento, con una misión y exigirle resultados, aplaudirle cuando logra la meta y reclamar cuando no la logra, quitarme el sombrero de entrenador y ponerme el de papa para abrazarla y felicitarla, la presión siempre esta con cualquier atleta que he tenido el privilegio de trabajar, pero cuando es mi hija, trato de que los sentimientos de Papa no se mezclen con los del Entrenador, por la naturaleza del Taekwondo y siendo un deporte de combate, la preocupación de un golpe o una lastimadura siempre está presente.
– Como padre también me da sentimiento por que los hijos de entrenadores y/o maestros de Taekwondo pasan por mas presiones , debido a que si ganan, se les atribuye sus triunfos a que son Hijos del maestro Tal, o del Entrenador Tal, no reconocen muchas veces que lograron sus metas por su propio esfuerzo, por otro lado si pierden la crítica es algunas veces abusiva, diciendo “Como es posible que la hija del Maestro/Entrenador pierda” como padre he aprendido a lidiar con la presión al igual que Kiara y he aprendido a disfrutarlo.

 M.T-. Nos puede contar algún relato de algún torneo que haya sido significativo para los dos.

L-P-. Bueno contarles algo especial es difícil, porque para nosotros los padres todo lo concerniente a nuestros hijos es significante y especial, pero una de las experiencias difíciles para ambos fue en el Campeonato Panamericano Juvenil en Las Vegas, Nevada en el 2011, Kiara estaba ganando su combate 9 a 0 en el 3er Round, cuando en un descuido realizó un giro y recibió una patada en su ojo, yo como entrenador rápido le pedí acción, sin ver la magnitud del golpe, cuando Mi hija se volteó con sus manos en sus ojos y la sangre en su rostro, Me llene de terror… Ya no era Luis Peña en Entrenador, era Papi viendo a su hija con un golpe en el Ring, perdimos el Combate por que no pudo continuar y la sacaron fuera de la competencia en ambulancia, nos fuimos solos al Hospital, pues el equipo tenía que continuar su misión, le realizaron los exámenes de rigor y lo más que me preocupaba era la salud de mi hija, fue necesaria una cirugía para evitar que quedara una cicatriz en su cara, lo que también me preocupaba, gracias a Dios todos los exámenes salieron bien, pasamos más de 7 horas en el hospital, pero nos dio tiempo para regresar a la premiación del evento y ver a mi hija en el podio recogiendo su medalla de bronce con un vendaje en el ojo cubierto por sus lentes obscuros, herida pero fuera de peligro fue el regalo más grande para mí, papa orgulloso. Esa experiencia me ayudo a  velar más por mis atletas en el ring, estar más alerta y me hizo recordar que estamos en un deporte de combate donde cualquier cosa puede pasar. Como padre es un privilegio compartir lo que hago con mi Hija Kiara Liz, quizás haya gente que no entienda como se puede ser padre y entrenador? Pero si se puede… Gracias MundoTaekwondo por la entrevista.

Este desborde de amor propio de los latinos que hace Luis de su bella hija, fue correspondido, y acá  Kiara Peña también le dejó un terrón de azúcar:

padre 1
“Querido Papi: ¡Feliz Día de los Padres! Gracias por estar a mi lado desde que llegué a este mundo, por tu amor incondicional y por tu gran apoyo a mi lado en cada combate que realicé desde mis 3 añitos. Por estar conmigo en cada triunfo y abrazarme en cada derrota. ¡Que gran equipo somos! Todo logro mío, también es tuyo. Y se que tu nieto Dylan te dará muchos logros más. Que Dios te de mucha salud y muchos años para seguir celebrando este día”. “Te amo”.

Lic. Carlos Hernández

Lic. Olimpia Silva

Mundotaekwondo.com