Si el taekwondoín Iker Casas continúa compitiendo como lo hizo en el selectivo nacional mexicano celebrado el pasado fin de semana en la Ciudad de México,  donde ganó su boleto en -68 kg al mundial de Manchester de forma abrumadora, se le augura un fascinante futuro en la competición de Taekwondo.

Aunque ya ha participado internacionalmente en la categoría juvenil como en la adulta, donde dio el salto a la selección mayor el año pasado  ganar la medalla de plata en el clasificatorio al Grand Slam en China, no tuvo un gran resultado en los Juegos Centroamericanos, donde perdió por segunda vez consecutiva con el dominicano Bernardo Pie. 

Iker Casas esquiva una patada a la cabeza de Ruben Navas en el selectivo nacional mexicano rumbo a Manchester

Pero en el selectivo al verlo vencer al titular de México en -68 kg, el regio, Ruben navas,  lo que mostró “Machine” fue algo diferente. Desde el inicio de los combates se mostró muy agresivo y puntero,  con una muestra de resistencia considerable. “He trabajado muy duro”, dijo a mundotaekwondo.com.


Cuando le preguntamos que ha marcado la diferencia en su actitud en el combate, contesta suelto. “Doy todo en cada entrenamiento”. 

El competidor mexicano tendrá la titularidad para el mundial y se convierte en una opción de poder para México para los futuros eventos. “Debo seguir mejorando, pero por lo pronto me voy a preparar muy bien para el mundial“, expresa “el guero” competidor.

Iker Casas dominó -68 kg.

CARLOS HERNANDEZ

MUNDOTAEKWONDO.COM